Un poco de historia empresarial guatemalteca: Malher

Las empresas guatemaltecas tienen un gran reconocimiento en Centroamérica, aunque muchas de ellas no llegan a reconocerse como se debe, pues la empresa Malher decidió poner un alto a esto y actualmente sus productos siguen llevando alegría a familias locales.

Historia de la empresa

En los años 50 una pareja conformada por Miguel Ángel Maldonado y María García tomaron la decisión de emprender en un nuevo negocio, creando así un pequeño local.

Allí se vendían gelatinas que mezclaban distintos sabores con especias; negocio que se convirtió en un rotundo éxito, tomando por sorpresa a la pareja, pues no esperaban esta exorbitante ganancia.

Un tiempo después el negocio ya era un gran acierto, pero la pareja no dejaba de buscar ideas para poder generar más ingresos. Ante esto, pensaron en los refrescos instantáneos creados a base de polvos.

Y de esta idea surgió el conocido «Ku Ku», que atrajo a más clientes y con ello, la necesidad de contratar a más trabajadores. Posteriormente en 1963 el negocio cambió de rumbo, y crearon la sopa de fideos.

Y junto con ella vendría tiempo después el producto con sabor a conchitas con huevo, de coditos y estrellitas, llegando a distribuirse por distintos mercados del país. Asimismo, en busca de innovación se creó productos de cremas y consomé, con sabores desde pollo y cebolla hasta tomate y mariscos.

Lamentablemente en los años 70 fallecería Miguel Maldonado, pero María García decidiría seguir con la empresa en tributo a su esposo, e impulsó el negocio, mismo que adquiriría más fama consiguiendo ser distribuido a países como México, Estados Unidos e incluso países del Caribe.

En la actualidad podemos encontrar sobres Malher de canela en polvo, pimienta negra, sal de ajo; de distintas sopas y consomés.

Datos curiosos

La empresa conocida como Malher debe su nombre a la conjugación de “Maldonado Hermanos”. Nombre escogido por Miguel Maldonado, que incluyó a sus hermanos en la empresa, la empresa Malher se creó oficialmente el 21 de julio de 1957. Y como parte de las acciones de la empresa las compraría Nestlé, la fama y la creación de muchos nuevos productos no tardarían en llegar.

Ayúdanos compartiendo este artículo